Programa educativo ayuda a latinas a sobresalir

El rostro de Karina Robles, una joven latina de Lynwood, hija de inmigrantes mexicanos, se ilumina cuando relata el momento en que supo que supo fue aceptada a la prestigiosa Columbia University en Nueva York, a la que asistirá el próximo semestre.

«Lloré y lloré de la emoción», cuenta la estudiante de Firebaugh High School, quiendesde los 10 años soñaba con ser la primera en su familia en ir a la universidad.»Eso es lo que se necesita en este país para pode ser una persona exitosa. Mis padres saben lo que es trabajar muchas horas y ganar poco dinero para mantener a tu familia».

Salvador y María Robles, sus padres, llegaron a este país hace 20 años. Por mucho tiempo vivieron en el sur centro de Los Ángeles, pero buscando alejar a sus hijos del crimen y las pandillas en ese vecindario, lograron comprar su casa en Lynwood, gracias al arduo trabajo de Salvador, oriundo de Zacatecas, quien labora como chofer de una distribuidora de carnes.

«Ellos saben lo que es vivir en un país donde aunque quieras estudiar no se puede. Este país te ofrece esa oportunidad y por eso me han motivado siempre para ir a la universidad», agregó la chica, que reconoce las limitaciones que muchas latinas enfrentan para poder lograr esta meta.

«Mi sueño era ir a la universidad, pero mi papá no me dejó porque decía que eso no era para las mujeres«, recordó María, su madre quien es originaria de Jalisco.

María abraza y besa a su hija con cariño y con la melancolía de pensar que en unos meses se ira lejos de su hogar. «La tuve a los 19 años. Claro que la voy a extrañar mucho. Pero uno les da o les quita las alas a sus hijos. Yo quiero que ella vuele muy alto».

Karina, está convencida de que lo hará. Su sueño está definido. Ella quiere llegar al congreso de los Estados Unidos para abogar por los derechos de los inmigrantes.

Sabe que lo logrará porque gracias al programa Scripps College Academy (SCA), de este colegio para mujeres en Claremont, ella adquirió confianza en si misma y está segura de que como mujer y como latina va a triunfar.

«Lo hago no solo por mí, sino por mi familia y mi comunidad», dice.

Reconoce que si no fuera por este programa ella estaría yendo a la universidad pero no a una como Columbia.

El SCA lleva 10 años preparando a jovencitas de escasos recursos y que son las primeras universitarias en la familia a soñar y lograr en grande.

«No es exclusivo para latinas, pero más del 60% de las jóvenes que aceptamos lo son. Queremos primero empoderarlas como mujeres para que aspiren ala mejor educación posible, incluyendo instituciones privadas, como Scripps», aseguró Roberto Escobar, director del programa SCA.

Han sido unas 2,500 jóvenes las que como Karina se han beneficiado de este programa que se ofrece a 50 estudiantes sobresalientes de los grados 9 y 10 de escuelas Título 1, en las áreas más necesitadas de Los Ángeles.

El programa, totalmente gratuito, inicia con 2 semanas en el campus de Scripps College durante el verano y continúa hasta que son admitidas a universidadesde prestigio, incluyendo Scripps , donde reciben ayuda financiera de hasta el 100%.

«Es muy emocionante ver como SCA no solo prepara a las jóvenes para la universidad, sino que les cambia la vida a ellas y a sus familias enteras», señaló Escobar.

Un reciente estudio de UCLA, financiado por la fundación de la actriz Eva Longoria,Making Education Work for Latinas in the U.S., indica que las latinas se gradúan y desempeñan mejor en la universidad que sus contrapartes.

«Las latinas son la pieza clave de la próxima generación«, sostiene Patricia Gándara, directora del estudio.

About Paginas y Servicios

Visita www.paginasyservicios.com

Le puede interesar:

LAS CRISIS HUMANITARIAS DEL SIGLO XXI

Cuando los adultos de hoy leíamos en nuestros libros de Historia de la Secundaria sobre …