Cientos de californianos huyen de poderoso incendio

Unos 1.000 bomberos combatían la madrugada del jueves un creciente incendio forestal en la zona montañosa del sur de California, intentando salvar pequeñas comunidades donde han sido destruidas algunas casas y unos 1.500 residentes tuvieron que ser evacuados.

Las llamas barrieron las laderas de las Montañas de San Jacinto en Banning Pass, a 144 kilómetros (90 millas) al este de Los Ángeles. El incendio avanzó hacia el este, empujado por un viento constante desde el oeste, dijo Julie Hutchinson, vocera del Departamento de California de Bosques y Protección contra los incendios.

El jueves por la mañana la extensión del incendio fue calculada en 40,1 kilómetros cuadrados (15,5 millas cuadradas), con una contención del 0%.

Dos bomberos y un civil resultaron heridos. Hutchinson no dio detalles pero indicó que el número de heridos civiles fue «importante».

Los bomberos calculan que 15 estructuras ardieron, pero no pudieron aclarar cuántas de ellas eran viviendas. Las vistas de televisión desde helicópteros y fotos del lugar mostraron varias casas en llamas.

Entre ellas estuvo la casa en Twin Pines de Dave Clark, cuyos padres murieron en un incendio al quemarse su vivienda de Riverside en abril del 2012, dijo el Riverside Press-Enterprise. La fiscalía sostiene que la hermana de Clark, Deborah Clark, causó el incendio, y aguarda los resultados de una evaluación mental que determine si es competente para ser juzgada por la muerte de sus padres.

Una foto tomada por el diario Desert Sun mostró a Clark hablando por un teléfono móvil mientras la vivienda ardía tras él.

«Dijo que perdió todo, no podía hablar», indicó su hermano Jeff Clark al Press-Enterprise.

Las órdenes de evacuación afectaron al Silent Valley Club, un campamento privado para casas rodantes, las poblaciones rurales de Poppet Flats, Twin Pines, Edna Valley y Vista Grande, y parte de Cabazón, a una ciudad situada junto a la carretera interestatal 10 en la base de la cadena montañosa.

Los centros de evacuación fueron establecidos en las escuelas de Hemet y Banning.

Margaret Runnels, de Poppet Flats, se encontraba trabajando cuando su casa tuvo que ser evacuada por orden de las autoridades. Estaba en Banning esperando que su esposo recogiera a los animales caseros y los enseres más valiosos.

«Esperaba que me dejaran volver para recoger varios artículos personales que olvidaría mi esposo, como un joyero», dijo Runnels entre sollozos al Desert Sun.

About Paginas y Servicios

Visita www.paginasyservicios.com

Le puede interesar:

Inolvidables conciertos Alicia Villarreal

Alicia Villarreal ofreció exitosos conciertos en McAllen, San Antonio y Houston Esta semana, después de …