El Psicólogo Rafael Santandreu asegura que la peor tendencia en el mundo de las relaciones humanas es la de exigir algo, y que es mucho más eficaz limitarse a sugerirlo.